El siguiente artículo del Insignia, nos hablara un poco sobre qué son las relaciones laborales, como se establecen, mediante qué modalidad y cómo se aplican en los trabajos, especialmente los de hoteleria.

RELACIONES LABORALES

Definimos las relaciones laborales como aquellas que se establecen en una empresa, entre los trabajadores y quienes aportan el capital del proceso productivo. Es decir que mediante un contrato entre las dos partes, comienza una relación mutua de trabajo. Esto involucra tantos personas fisicas como juridicas.

A partir de estas relaciones, se establecen unas normas legales que protegen los derechos del trabajador. Esta serie de normas deben ser aplicadas a conveniencia del empleado, puesto que se encuentra en inferioridad de condiciones respecto al empleador.

Contrato laboral

Es imprescindible unir formalmente las dos partes, mediante un contrato de trabajo. El empleado ofrece su fuerza de trabajo y el empleador está obligado a darle una remuneración por dicha fuerza. Hay que establecer la diferencia del contrato de trabajo con la relación laboral, en tanto que el primero comienza cuando se celebra, y el último cuando se le notifica al trabajador que empieza a trabajar.

Modalidades de contrato de trabajo

Se establecen a partir de la ley 20.744

De tiempo indeterminado

El contrato de trabajo se extiende por una fecha indeterminada, como regla general de trabajo. Su duración dependerá hasta que esté en condiciones de ejercer su trabajo o se jubile.

Bajo este régimen existe el periodo de prueba. El mismo consta de 3 meses, pudiendo continuar o no con el contrato. Solo se puede hacer una vez. Cualquiera de las dos partes puede interrumpir el contrato sin indemnización alguna, aunque el empleador está obligado a notificarlo 15 días antes.

Para la extinción, el empleador deberá decir con antelación no menor a un mes ni mayor a dos meses. En el caso del empleado, si así lo decide, deberá avisar con 15 días de anticipación, sin reconocer su antigüedad.

Cuando el despido es injustificado, antes que se venza el contrato, el trabajador tiene derecho a realizar un juicio por daños y perjuicios, independientemente de las indemnizaciones correspondientes.

Contrato a Plazo Fijo

Aquí se explicita la duración del contrato, con un plazo convenido. El plazo máximo de contratación es de hasta 5 años. Tanto empleador como trabajador deberán preavisar la extinción del contrato con una anticipación no menor a 1 mes, ni mayor a 2 meses, antes de la finalización del contrato, salvo en aquellos casos en que el contrato sea por tiempo determinado y su duración sea inferior a 1 mes. Cuando se omitiera el preaviso se entenderá que esa parte acepta la conversión del contrato como de plazo indeterminado.

El despido injustificado dispuesto antes del vencimiento del plazo, dará derecho al trabajador a las indemnizaciones laborales, como así también por daños y perjuicios provenientes del derecho común, la que se fijará en función directa de los que justifique haber sufrido quien los alegue o los que, a falta de demostración, fije el juez o tribunal prudencialmente, por la sola ruptura anticipada del contrato.

Contrato de trabajo eventual

En este trabajo lo que se busca es obtener resultados concretos. Es proporcional a determinada cantidad de horas trabajadas establecidas, con una remuneración acorde. El contrato finaliza cuando culmina la actividad planteada en el contrato.

Contratos por temporada

Podemos definir esta modalidad como un contrato de trabajo por tiempo indeterminado pero de ejecución discontinua, donde la prestación se realiza en forma cíclica y repetida, con períodos intermedios en los que se suspende la ejecución del contrato de trabajo.

Pueden ser de dos formas, el de temporada típico donde se hay una época del año establecida y se realiza de forma sucesiva o el atípico, el cual implica cubrir un puesto que demande mayor mano de obra en determinada estación del año.

El empleador deberá notificar en forma personal o por medios públicos idóneos, su voluntad de reiterar la relación contractual en los términos del ciclo anterior y con una antelación no menor de 30 días respecto del inicio de cada temporada.

El trabajador deberá manifestar su decisión de continuar o no en un plazo de 5 días de notificado, ya sea por escrito o presentándose ante el empleador.

Contratos por temporada en hotelería

Esta modalidad de contrato se utiliza mucho en turismo y hotelería, puesto que ambas se relacionan entre sí y obtienen una demanda mayor, segun la epoca del año o tambien en determinados eventos de cada lugar.

Entre los puestos más destacados que se cubren, son los que están a cargo del departamento de la recepción. Podemos mencionar el valet parking (quien acomoda los coches del hotel), el botones (quien lleva las maletas de los huéspedes), y también personal de limpieza para que estén a cargo de la gobernanta del hotel y se encarguen de la lavandería.

Conclusión personal

A modo de conclusión, podemos decir que el desarrollo y el éxito de cualquier empresa, se basa en un buen clima laboral. Es decir que las relaciones entre sus empleados se lleven a cabo de forma amena. Esto involucra el trabajo en equipo, las evaluaciones pertinentes de los recursos humanos, que se cubran las necesidades de los empleados y que puedan establecerse en el mercado y ganarle a la competencia.


Warning: A non-numeric value encountered in /var/www/elinsignia/blog/wp-content/themes/themes/_Newspaper/includes/wp_booster/td_block.php on line 308

Dejar respuesta