Inicio Seguridad Laboral RECOLECTOR VS MARATONISTA

RECOLECTOR VS MARATONISTA

Un recolector de residuos está expuesto a muchísimos factores que pueden llevar un accidente como por ejemplo un corte por agarrar una bolsa llena de vidrios, pero el más común y el que la persona menos cuenta se da es de las lesiones musculares al estar expuesto de domingos a viernes corriendo un promedio de 5hs al día, quizá la lesión de un ligamento es un poco de mala suerte pero existen técnicas o métodos que utilizan maratonistas en las que podríamos basarnos para mejorar el rendimiento y evitar muchísimos dolores por mala posturas al correr.

Si tenes el tronco en línea, firme y relajado, progresarás en el entrenamiento y mejorarás tus tiempos. Además, la energía se conservará mejor y se dirigirá al lugar donde la necesites, en la mitad inferior. En esta técnica entran en juego apartados tan importantes como la zancada, la postura y el ritmo.

Si corres con una postura correcta podrás disfrutar de los beneficios de este liberador deporte: trabajarás los principales y mayores músculos del cuerpo como glúteos, cuádriceps, espalda y abdomen; liberarás endorfinas, por lo que te sentirás mucho más feliz; reducirás el estrés y relajarás la mente. Por el contrario, si corres con una postura no adecuada puedes llegar a lesionarte.

Correr es un ejercicio tan natural que podría hacerlo casi cualquier persona, pero siempre es mejor realizarlo siguiendo ciertas pautas, para aprovechar y beneficiarnos de esta forma tan natural de ejercicio.

Consejos para conseguir una buena postura al correr

1. Mantén la mirada al frente con los hombros relajados (quitar tensión a los trapecios), codos a 90 grados, brazos paralelos al tronco y puños sin apretar.

2. Mantén el tronco erguido encima de las caderas sin perder la alineación entre pelvis y occipital en cada zancada.

3. Activa la zona abdómino-lumbar a modo de faja para estabilizar la columna mientras los brazos y las piernas se mueven.

4. Evita desplazamientos laterales excesivos de la cadera.

5. Busca una zancada paralela y una buena alineación entre cadera-rodilla y el segundo dedo del pie.

6. Escoge el calzado y plantillas (si son necesarias) adecuadas, teniendo en cuenta la anatomía particular de cada pie. Existen diferentes técnicas de recepción del pie y, si es necesario, hay que consultar con un especialista.

¿Qué lesiones puedo desarrollar por utilizar un calzado inapropiado?

Las lesiones que se pueden presentar en un corredor de arco bajo y uno de arco alto que utiliza zapatillas que no corresponden a su tipo de pisada pueden ser las mismas. El problema fundamental es que la zapatilla no está complementando la biomecánica del pie y esa falta de compensación pone más estrés sobre otras estructuras como tendones o músculos que son los que sufren las lesiones. Por ejemplo, entre las lesiones más comunes se encuentra la fascitis plantar o tendinitis del tibial posterior, entre muchos otros. Incluso, las lesiones de la espalda baja pueden ser ocasionadas por el uso de una zapatilla inapropiada para el tipo de pisada.

Fascitis plantar: Es una de las lesiones más temidas por los corredores, porque al manifestarse con un dolor punzante en la planta del pie, nos impide correr. Es incomodísima, y además en muchas ocasiones requiere de grandes dosis de paciencia, porque una vez que aparece, suele dar bastantes problemas.

Tendinitis del tibial posterior: El tibial posterior es un músculo de la pierna encargado de llevar el pie hacia abajo y adentro y mantener el arco plantar. Para activarse sin lesiones, requiere de la fuerza del tríceps sural, glúteo mayor, glúteo medio e isquiotibiales. Cuando se inflama, aparece dolor en toda su área de recorrido, especialmente detrás del maléolo interno o “entre el talón y el tobillo”.

En conclusión existen múltiples variantes para mejorar mucho mas el trabajo de recolector, ya que es principalmente insalubre y tiene como desventaja trabajar en la calle contra diferentes adversidades como por ejemplo el calor, la lluvia, el frio y principalmente la gente que no toma conciencia de lo que pone en su bolsa de basura sin importar que puede llegar a pasar con la persona encargada de levantarla.

También en el personal se tiene que adaptar a las limitaciones financieras que poseen las empresas y si al técnico en higiene y seguridad le dan la posibilidad  de que se gaste del presupuesto disponible para comprar un tipo de calzado diferente para mejorar aun mas el rendimiento de los empleados.

Reservá tus vacaciones

Booking.com

Fotografía