Inicio Seguridad Laboral CLASIFICACION DE RESIDUOS Y RECICLABLES

CLASIFICACION DE RESIDUOS Y RECICLABLES

TRABAJO PRACTICO: CLASIFICACION DE RESIDUOS Y RECICLABLES

Alumno: Pablo Daniel Faro

El crecimiento de la población, el sobre consumo y una cultura de producción que privilegia lo desechable por sobre lo retornable, han transformado a la basura en uno de los principales problemas ambientales y de contaminación existentes. Un cambio de la mirada desde el concepto de basura al de residuo clasificable y reutilizable, puede encaminarnos a minimizar el problema.

¿Es lo mismo basura que residuo?

En términos generales, se habla de basura o desecho para identificar a aquellos materiales sobrantes que aparentemente no pueden ser usados nuevamente. El término residuo, en cambio, sirve para identificar a aquellos materiales que pueden tener valor en sí mismos al ser reutilizados o reciclados. Esta primera diferenciación es muy importante al momento de decidir qué estrategia empleamos con los residuos.

Los residuos pueden ser clasificados según:

-Su fuente de origen (domiciliario, industrial, hospitalario, de construcción)

-Su biodegradabilidad (orgánicos e inorgánicos)

-Su composición (para efectos de manejo: papeles y cartones, vidrios, por ejemplo)

* Los residuos según su origen:

Residuos domiciliarios: residuos resultantes de las actividades diarias de un hogar, que comúnmente se denomina “basura”. Estos incluyen diversos materiales como: papeles y cartones, vidrios, plásticos, restos de alimentos, telas; como también otros de mayor peligrosidad: envases con restos de diluyentes, pinturas, pesticidas e insecticidas de uso casero. En esta categoría se incluyen también los residuos generados en las oficinas y establecimientos educacionales, así como los residuos de los locales comerciales y restaurantes. También existen productos de uso cotidiano en el hogar que contienen componentes peligrosos, como las pinturas, limpiadores, barnices, baterías para automóviles, aceites de motor y pesticidas. Según la definición de la Environmental  Protection Agency (EPA) de Estados Unidos, los sobrantes de tales productos o el contenido ya usado de estos es lo que se conoce como “desechos domésticos peligrosos”.

Residuos municipales: están compuestos, principalmente, de los materiales resultantes de la limpieza de calles, el retiro de basuras provenientes de las ferias libres y de los residuos resultantes de las podas con fines de mantención de parques y jardines. Esta categorización no incluye los residuos recolectados desde las viviendas (domiciliarios).

Residuos sólidos industriales: está compuesto por cualquier material que sea descartado de un proceso industrial o semi-industrial. No incluye los residuos que resultan de las actividades administrativas o de la preparación de alimentos de un casino de una planta industrial.

 

Residuos hospitalarios: tipo de residuos de carácter muy especial dada la naturaleza de las actividades que se desarrollan en los establecimientos hospitalarios. Entre otros, se cuentan los residuos de tipo infeccioso, material médico quirúrgico, elementos corto punzantes, restos de tejidos humanos, restos de fármacos. Considerando las características especiales de estos residuos, ellos reciben un tratamiento específico.

Residuos de construcción: son los residuos resultantes de las actividades de construcción que por lo general no representan un problema desde el punto de vista sanitario, ya que son prácticamente inertes. Sin embargo, estos se generan en grandes volúmenes, dificultando su manejo y disposición final.

*Los residuos según su biodegrabilidad:

Residuos orgánicos: están compuestos por materias derivadas de vegetales, animales y comestibles, los cuales se descomponen con facilidad y vuelven a la tierra. Por ejemplo: frutas y verduras, restos de comidas, papeles. Son biodegradables, es decir, tienen la capacidad de fermentar y ocasionan procesos de descomposición. Aunque la naturaleza los puede aprovechar como parte del ciclo natural de la vida, cuando se acumulan posibilitan la multiplicación de microbios y plagas, convirtiéndose en potenciales fuentes de contaminación de aire, agua y suelo.

Residuos inorgánicos: son aquellos residuos que no están compuestos por elementos orgánicos. Se componen de desechos como latas, botellas, metales, plásticos y otros productos de uso cotidiano de origen industrial, los cuales tardan mucho tiempo en desintegrarse o nunca se descomponen, y por ello se les llama no biodegradables. Estos desechos no siempre resultan inservibles, pues existen diferentes formas de aprovecharlos o reutilizarlos.

*Los residuos según su composición:

Papeles y cartones. Incluye periódicos, revistas, hojas, facturas, formularios, carpetas, folletos, guías telefónicas, envases de cartón. Antes de tirarlos es importante eliminar por completo elementos extraños como grapas, cintas adhesivas o plásticos. Por lo general, no son reciclables los siguientes tipos de papeles: Papel de fax y carbónico, papeles plastificados, celofán, envases de comida, servilletas y papel de cocina, vasos usados, papel de fotos y etiquetas.

Vidrios: Cuentan entre sus materias primas con sílice, alcaloides y estabilizantes como la cal. Suelen ser reciclables eternamente. La mayor parte de los vidrios se desecha de los hogares en forma de botellas de bebidas y envases de alimentos, y cristales de ventanas. Por lo general, no son reciclables: focos, tubos de luz, lamparas, espejos, lentes, tazas, macetas y otros objetos de cerámica.

Chatarra y metal: En los hogares se encuentran en las tuberías, el cobre en los cables eléctricos, el estaño en las soldaduras y el aluminio en las ventanas y en los utensilios que se emplean en la cocina. Latas de aluminio y de acero: normalmente pueden ser recicladas para elaborar nuevas latas, sin perder la calidad del material. Latas con sustancias tóxicas, por ejemplo pintura.

 

Pinturas y aceites: Cuentan con sustancias químicas como aglutinantes y pigmentos diferentes. La mayoría de los residuos provienen de negocios automotrices. Debido a que son muy inflamables no deben desecharse junto con la demás basura.

Plástico: Existen más de cien tipos de plásticos derivados del petróleo. En el hogar los podemos ver en envases de productos de limpieza, bolsas de plástico, juguetes, entre otras cosas.

Botellas de plástico PET: Millones de botellas de plástico terminan en los basureros cuando perfectamente pueden ser recicladas y volver a elaborar plástico nuevo. Por lo general, no son reciclables los plásticos de envases de comida y bebida, los de vasos y cubiertos desechables o macetas, sillas, mesas, etc.

Botellas de plástico HDPE: Este tipo de plástico lo encontramos principalmente en las botellas de detergentes, blanqueadores, envases de leche. Textiles: algodón y lino suelen ser residuos reutilizables. No son reciclables las telas impregnadas con contaminantes como pintura, combustible, etc.

Baterías y pilas: Cuentan con materiales como cobre, aluminio y litio. Se encuentran en una gran cantidad de aparatos eléctricos, móviles y otros. E-waste: es considerado la basura del siglo XXI, y abarca los componentes electrónicos equipos de computadores, celulares, fax, impresoras y otros equipos automatizados.

¿Cómo clasificar los residuos?

RECICLABLES

NO RECICABLES

Papel y cartón – Limpio y seco (diarios y revistas, papel blanco o de color, folleto, guías telefónicas, sobres de todo tipo, carpetas, envases, cajas, radiografías)

1 TONELADA de papel y cartón reciclable= 20 ARBOLES

Papel y cartón – Sucio (carbónicos, caja sucia de pizza, envoltorio papel resma, pañuelos descartables, papel de cinta, papel fotográfico, papel de fax, planchas de etiquetas, servilleta)

Plásticos – debe estar limpio sin nada en su interior ( tapas de plásticos, botellas de PET, envases de alimentos, bidones, sillas)

Plásticos – (bidones o envases con restos en su interior o sin rotulo, celofán, papel tissue, vasos plásticos, telgopor)

Vidrios (100% reciclable) – no hay límites de veces que se puede reciclar. Tiene que estar limpio y seco (botellas, envases de alimentos, vasos, platos, frascos, lamparitas, vidrios laminados, vidrio roto, espejos, lentes)

Electrónicos – 70% de la contaminación se da por metales pesados en los rellenos sanitarios y basurales es generado por residuos electrónicos.  Elementos altamente contaminantes para el medio ambiente y la salud humana (cadmio, mercurio, plomo, selenio, arsénico) Baterías de celulares (llevar a los centros de recolección de las respectivas marcas) Pilas (llevar a CGP)

METALES – para ser reciclado el metal debe estar limpio, sin ningún resto, aplastado para que se ocupe menos espacio ( hierro, metales fundidos, plomo, cobre, zinc, latas de aluminio)

 

¿A dónde va la basura reciclable?

En la ciudad trabajan recuperadores formalizados en zonas delimitadas de operación. Después de la separación los vecinos pueden acordar algunas cooperativas para retirar materiales, por ejemplo, Las Madreselvas, Cooperativa El Ceibo, Cooperativa El Álamo.

Clasificación de desechos sólidos para su reciclaje:

Color gris: Se puede depositar cualquier tipo de papel y cartón (revistas, periódicos, cajas)

Color Azul: Se puede depositar cualquier plástico (envases de agua, plásticos de envolturas, bolsas plásticas)

Color Amarillo: Se puede depositar latas de aluminio (latas de bebidas, latas de atún, envases de aerosol)

Color verde: Se puede depositar orgánicos o biodegradables (restos de comidas)

Color negro: Se pueden depositar desechos ordinarios, papel y cartón sucio.

 

 

 

 

 

Reservá tus vacaciones

Booking.com

Fotografía