Fayolismo

El modelo administrativo de Fayol se basa en tres aspectos fundamentales:

  • División del trabajo
  • Aplicación de un proceso administrativo
  • Formulación de los criterios técnicos que deben orientar la función administrativa.

Para Fayol, la función administrativa tiene por objeto solamente al cuerpo social: mientras que las otras funciones inciden sobre la materia prima y las máquinas, la función administrativa sólo obra sobre el personal de la empresa.

Fayol resumió el resultado de sus investigaciones en una serie de principios que toda empresa debía aplicar: la división del trabajo, la disciplina, la autoridad, la unidad y jerarquía del mando, la centralización, la justa remuneración, la estabilidad del personal, el trabajo en equipo, la iniciativa, el interés general, etc.

Las seis funciones básicas de la empresa

Fayol dividió las operaciones industriales y comerciales en seis grupos:

  • Funciones Técnicas: Relacionadas con la producción de bienes o de servicios de la empresa.
  • Funciones Comerciales: Relacionadas con la compra, venta e intercambio.
  • Funciones Financieras: Relacionadas con la búsqueda y gerencia de capitales.
  • Funciones de Seguridad: Relacionadas con la protección y preservación de los bienes de las personas.
  • Funciones Contables: Relacionadas con los inventarios, registros balances, costos y estadísticas.
  • Funciones Administrativas: Relacionadas con la integración de las otras cinco funciones. Las funciones administrativas coordinan y sincronizan las demás funciones de la empresa, siempre encima de ellas.

Para aclarar lo que son las funciones administrativas, Fayol define el acto de administrar como: planear, organizar, dirigir, coordinar y controlar.

Las funciones administrativas engloban los elementos de la administración:

  • Planear: Visualizar el futuro y trazar el programa de acción.
  • Organizar: Construir tanto el organismo material como el social de la empresa.
  • Dirigir: Guiar y orientar al personal.
  • Coordinar: Ligar, unir, armonizar todos los actos y todos los esfuerzos colectivos.
  • Controlar: Verificar que todo suceda de acuerdo con las reglas establecidas y las órdenes dadas.

Los 14 principios de fayol para la administración

1) UNIDAD DE MANDO: Cada empleado debe recibir órdenes de un

sólo superior. De esta forma, se evitan cruces de indicaciones a modo de fuego
cruzado.

2) AUTORIDAD: A pesar de que el cargo otorga la autoridad
formal, no siempre se tendrá obediencia si no existe la capacidad de liderazgo.
Por ello, es necesario tener la capacidad de dar órdenes y que ellas se
cumplan. La autoridad conlleva responsabilidad por las decisiones tomadas.

3) UNIDAD DE DIRECCIÓN: Se debe generar un programa para
cada actividad. Todo objetivo de tener una secuencia de procesos y plan
determinado para ser logrado. Además, de contar con un administrador para cada caso.

4) CENTRALIZACIÓN: Toda actividad debe ser manejada por una sola persona. Aunque gerentes conservan la responsabilidad final, se necesita delegar a subalternos la capacidad de supervisión de cada actividad.

5) SUBORDINACIÓN DEL INTERÉS PARTICULAR AL GENERAL: Deben
prevalecer los intereses de la empresa por sobre las individualidades. Siempre
se debe  buscar el beneficio sobre la mayoría.

6) DISCIPLINA: Cada miembro de la organización debe respetar las reglas de la empresa, como también los acuerdo de convivencia de ella. Un
buen liderazgo es fundamental para lograr acuerdos justos en disputas y la
correcta aplicación de sanciones.

7) DIVISIÓN DEL TRABAJO: La correcta delimitación y división de funciones es primordial para el buen funcionamiento de la empresa. Se debe explicar claramente el trabajo que cada colaborador debe desempañar. Además, se debe aprovechar la especialización del personal para aumentar la eficiencia.

8) ORDEN: Cada empleado debe ocupar el cargo más adecuado para él. Todo material debe estar en el lugar adecuado en el momento que corresponde.

9) JERARQUÍA: El organigrama y jerarquía de cargos debe estar claramente definidos y expuestos. Desde gerentes a jefes de sección, todos deben conocer  a su superior directo y se debe respetar la autoridad de cada nivel.

10) JUSTA REMUNERACIÓN: Todo empleado debe tener clara noción de su remuneración y debe ser asignada de acuerdo al trabajo realizado. Los
beneficios de la empresa deben ser compartidos por todos los trabajadores.

11) EQUIDAD: Todo líder debe contar con la capacidad de aplicar decisiones justas en el momento adecuado.  A su vez, deben tener un trato amistoso con sus subalternos.

12) ESTABILIDAD: Una alta tasa de rotación de personal no es conveniente para un funcionamiento eficiente de la empresa. Debe existir una razonable permanencia de una persona en su cargo, así los empleados sentirán seguridad en su puesto.

13) INICIATIVA: Se debe permitir la iniciativa para crear y llevar a cabo planes, dando libertad a los subalternos para que determinen cómo realizar ciertos procedimientos. Junto con esto, se debe tener en cuenta que en ocasiones se cometerán errores.

14) ESPIRITU DE CUERPO: El trabajo en equipo siempre es
indispensable. Se debe promover el trabajo colaborativo, que también ayuda a
generar un mejor ambiente laboral.

Origen de Los 14 principios de la administración. Historia

Henri Fayol (1841-1925) era un teórico de la administración francés cuyas teorías en la administración y en la organización del trabajo fueron extensamente influyentes a principios siglo XX. Era un ingeniero minero que trabajó para la compañía minera francesa Commentry-Fourchamboult-Decazeville, primero como ingeniero. Después fue promovido a la gerencia general y después como Director de Administración desde 1888 a 1918. Durante su arrendamiento como director de manejo él escribió los varios artículos en la “administración” y en 1916 el boletín de la Société de l’ Industrie Minérale, impreso su “administración, Industrielle et Générale – Prévoyance, organización, dirección, coordinación, Contrôle”.

En 1949 la primera traducción inglesa apareció con el nombre: “Administración general e industrial” de Constance Storrs.

Dejar respuesta